Ácido tranexámico para la hemorragia digestiva alta

Esta traducción está desactualizada. Haga clic aquí para ver la última versión en inglés de esta revisión.

La hemorragia digestiva alta es una causa frecuente de ingreso de urgencia al hospital. El pronóstico es grave. Algunos pacientes pueden morir debido a una hemorragia no controlada. Las pruebas anteriores indican que varios tratamientos efectivos, incluidos los fármacos antiulcerosos y el tratamiento endoscópico, mejoran el pronóstico de los pacientes que ingresan con hemorragia digestiva alta. El ácido tranexámico es un agente antifibrinolítico. El fármaco reduce la degradación de la fibrina, que es el marco para la formación de un coágulo de sangre. Los ensayos clínicos han indicado que el ácido tranexámico reduce la mortalidad en pacientes con hemorragia digestiva alta.

La presente revisión incluye datos de siete ensayos aleatorios. Dos ensayos también evaluaron fármacos antiulcerosos. Sólo un ensayo utilizó tratamiento endoscópico adicional después de la realización de los ensayos restantes, antes de que esta intervención se introdujera en la práctica clínica. Los ensayos encontraron un efecto beneficioso del ácido tranexámico sobre la mortalidad en comparación con placebo, pero no sobre las demás medidas de resultado evaluadas, incluida la hemorragia. En los ensayos que utilizaron fármacos antiulcerosos o tratamiento endoscópico no se identificaron efectos del ácido tranexámico. Por lo tanto, se necesitan pruebas adicionales antes de realizar recomendaciones definitivas acerca del tratamiento.

Conclusiones de los autores: 

Cuando se considera la validez interna y externa de las pruebas no es posible recomendar el uso habitual de ácido tranexámico. Se necesitan más ensayos en los que se utilice ácido tranexámico en combinación con las intervenciones recomendadas actualmente.

Leer el resumen completo...
Antecedentes: 

El ácido tranexámico reduce la hemorragia mediante sus efectos antifibrinolíticos. En una versión anterior de esta revisión, se encontró que el ácido tranexámico puede reducir la mortalidad. Esta revisión incluye búsquedas actualizadas de ensayos aleatorios sobre el ácido tranexámico versus placebo, cimetidina o lansoprazol.

Objetivos: 

Evaluar los efectos del ácido tranexámico sobre la hemorragia digestiva alta.

Estrategia de búsqueda: 

Se combinaron las búsquedas electrónicas (The Cochrane Library, MEDLINE, EMBASE, Science Citation Index) y las búsquedas manuales. La actualización de la última búsqueda fue en octubre de 2011.

Criterios de selección: 

Se incluyeron los ensayos en los que los pacientes con hemorragia digestiva alta se asignaron al azar a recibir ácido tranexámico o placebo, o cualquier fármaco antiulceroso.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos revisores extrajeron los datos de forma independiente. La mortalidad por todas las causas fue la medida de resultado primaria. Se realizaron metanálisis del modelo de efectos aleatorios, y los resultados se presentaron como riesgos relativos (RR) con intervalos de confianza (IC) del 95%. Se realizaron análisis de subgrupos, de sensibilidad, de regresión y secuenciales para analizar las fuentes de heterogeneidad entre los ensayos y la solidez del resultado global.

Resultados principales: 

Se incluyeron siete ensayos aleatorios doble ciego sobre ácido tranexámico versus placebo, cimetidina o lansoprazol. Un ensayo ofreció tratamiento endoscópico a todos los pacientes asignados al azar. El metanálisis del modelo de efectos aleatorios encontró que el ácido tranexámico redujo la mortalidad en comparación con placebo (41 de 829 versus 68 de 825 pacientes; RR 0,61; IC del 95%: 0,42 a 0,89). El efecto beneficioso no se confirmó en el análisis de subgrupos estratificado para la calidad del control del sesgo, en los análisis del peor de los casos (en los que se excluyó al 21% de los pacientes asignados al azar), ni en los análisis secuenciales. No se encontraron diferencias significativas entre ácido tranexámico y placebo en cuanto a la hemorragia, la cirugía o la necesidad de transfusión. No se identificaron efectos claros del ácido tranexámico en los ensayos que utilizaron tratamiento endoscópico ni en los ensayos que compararon ácido tranexámico con cimetidina o lansoprazol. En el grupo de ácido tranexámico hubo cinco casos de eventos tromboembólicos graves (infarto de miocardio, embolia pulmonar e infarto cerebral). En general, el número de pacientes con cualquier evento trombótico no aumentó significativamente en el grupo de ácido tranexámico (RR 1,87; IC del 95%: 0,60 a 5,85).

Notas de traducción: 

La traducción y edición de las revisiones Cochrane han sido realizadas bajo la responsabilidad del Centro Cochrane Iberoamericano, gracias a la suscripción efectuada por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad del Gobierno español. Si detecta algún problema con la traducción, por favor, contacte con Infoglobal Suport, cochrane@infoglobal-suport.com.

Share/Save