Atención colaborativa para los trastornos de ansiedad y depresión

Muchas personas presentan depresión y ansiedad. Estos problemas pueden hacer que se sientan tristes, asustadas e incluso tengan pensamientos suicidas y pueden afectar el trabajo, las relaciones y la calidad de vida. La depresión y la ansiedad pueden ocurrir debido a problemas personales, financieros, sociales o de salud.

La "atención colaborativa" es una forma innovadora de tratar la depresión y la ansiedad. Incluye a varios profesionales de la salud que trabajan con el paciente para ayudarle a superar sus problemas. La atención colaborativa a menudo incluye a un médico, un gerente de casos (con entrenamiento en depresión y ansiedad) y un especialista en salud mental, como un psiquiatra. El gerente de casos tiene contacto regular con el paciente y organiza la atención junto con el médico y el especialista. El gerente de casos puede ofrecer ayuda con la medicación o con el acceso a un "tratamiento de conversación" para ayudar al paciente a mejorar.

La atención colaborativa se ha probado con pacientes en varios países y sistemas de asistencia sanitaria, pero no está claro si se debe recomendar en pacientes con depresión o ansiedad.

En esta revisión se encontraron 79 ensayos controlados aleatorios (ECA) (90 comparaciones) que incluyeron 24 308 pacientes de todo el mundo y que compararon la atención colaborativa con tratamientos habituales o alternativos (como la vinculación a una consulta) para la depresión y la ansiedad. En algunos estudios hubo problemas con los métodos. Por ejemplo, los métodos utilizados para asignar a los pacientes a atención colaborativa o atención habitual no siempre estuvieron libres de sesgo y muchos pacientes no completaron el seguimiento ni proporcionaron información acerca de sus resultados. La mayoría de los estudios se centraron en la depresión y las pruebas indican que la atención colaborativa es mejor que la atención habitual para mejorar la depresión hasta dos años. Un número más pequeño de estudios examinó el efecto de la atención colaborativa sobre la ansiedad y las pruebas indican que la atención colaborativa también es mejor que la atención habitual para mejorar la ansiedad hasta dos años. La atención colaborativa aumenta el número de pacientes que utilizan la medicación según las guías actuales y puede mejorar la calidad de vida relacionada con la salud mental. Los pacientes con depresión y ansiedad tratados con atención colaborativa también están más satisfechos con su tratamiento.

Conclusiones de los autores: 

La atención colaborativa se asocia con una mejoría significativa en los resultados de depresión y ansiedad en comparación con la atención habitual y representa un agregado útil al plan asistencial en los pacientes adultos con depresión y ansiedad.

Leer el resumen completo...
Antecedentes: 

Se considera que los problemas de salud mental frecuentes como la depresión y la ansiedad afectan hasta el 15% de la población del Reino Unido en un momento determinado y los sistemas de asistencia sanitaria en todo el mundo deben implementar intervenciones para reducir la repercusión y la carga de estas afecciones. La atención colaborativa es una intervención compleja basada en modelos de tratamiento de las enfermedades crónicas que pueden ser efectivos para el tratamiento de estos problemas de salud mental frecuentes.

Objetivos: 

Evaluar la efectividad de la atención colaborativa para los pacientes con depresión o ansiedad.

Estrategia de búsqueda: 

Se realizaron búsquedas en las siguientes bases de datos en febrero 2012: el Registro de ensayos del Grupo Cochrane de Depresión, Ansiedad y Neurosis (Cochrane Collaboration Depression, Anxiety and Neurosis Group [CCDAN]) que incluye ensayos controlados aleatorios (ECA) relevantes obtenidos a partir de MEDLINE (1950 hasta el presente), EMBASE (1974 hasta el presente), PsycINFO (1967 hasta el presente) y el Registro Cochrane Central de Ensayos Controlados (Cochrane Central Register of Controlled Trials, CENTRAL, todos los años); el portal de ensayos de la Organización Mundial de la Salud (OMS); ClinicalTrials.gov; y CINAHL (sólo hasta noviembre 2010). Para encontrar informes de estudios adicionales se examinaron las listas de referencias de los informes de todos los estudios incluidos y revisiones sistemáticas publicadas.

Criterios de selección: 

Ensayos controlados aleatorios (ECA) de atención colaborativa para participantes de todas las edades con depresión o ansiedad.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos investigadores de forma independiente extrajeron los datos mediante una hoja de extracción de datos estandarizada. Dos investigadores de forma independiente evaluaron el riesgo de sesgo utilizando los criterios de la Colaboración Cochrane. Las medidas de resultado continuas se combinaron mediante las diferencias de medias estandarizadas (DME) con intervalos de confianza (IC) del 95%. Las medidas dicotómicas se combinaron mediante los cocientes de riesgos (CR) con IC del 95%. Los análisis de sensibilidad probaron la solidez de los resultados.

Resultados principales: 

En la revisión se incluyeron 79 ECA (90 comparaciones relevantes) con 24 308 participantes. Los estudios variaron en cuanto al riesgo de sesgo.

Los resultados de los análisis primarios demostraron una mejoría significativamente mayor en los resultados de depresión en los adultos con depresión tratados con el modelo de atención colaborativa a corto plazo (DME -0,34; IC del 95%: -0,41 a -0,27; CR 1,32; IC del 95%: 1,22 a 1,43), a medio plazo (DME -0,28; IC del 95%: -0,41 a -0,15; CR 1,31; IC del 95%: 1,17 a 1,48) y a largo plazo (DME -0,35; IC del 95%: -0,46 a -0,24; CR 1,29; IC del 95%: 1,18 a 1,41). Sin embargo, estos efectos beneficiosos significativos no se demostraron a muy largo plazo (CR 1,12; IC del 95%: 0,98 a 1,27).

Los resultados también demostraron una mejoría significativamente mayor en los resultados de ansiedad en los adultos con ansiedad tratados con el modelo de atención colaborativa a corto plazo (DME -0,30; IC del 95%: -0,44 a -0,17; CR 1,50; IC del 95%: 1,21 a 1,87), a medio plazo (DME -0,33; IC del 95%: -0,47 a -0,19; CR 1,41; IC del 95%: 1,18 a 1,69) y a largo plazo (DME -0,20; IC del 95%: -0,34 a -0,06; CR 1,26; IC del 95%: 1,11 a 1,42). Ninguna comparación examinó los efectos de la intervención sobre los resultados de ansiedad a muy largo plazo.

Hubo pruebas de un efecto beneficioso sobre los resultados secundarios, incluido el uso de medicación, la calidad de vida relacionada con la salud mental y la satisfacción de los pacientes, aunque hubo menos pruebas de un efecto beneficioso sobre la calidad de vida física.

Notas de traducción: 

La traducción y edición de las revisiones Cochrane han sido realizadas bajo la responsabilidad del Centro Cochrane Iberoamericano, gracias a la suscripción efectuada por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad del Gobierno español. Si detecta algún problema con la traducción, por favor, contacte con Infoglobal Suport, cochrane@infoglobal-suport.com.

Tools
Information
Compartir/Guardar