Acamprosato para la dependencia del alcohol

Esta traducción está desactualizada. Haga clic aquí para ver la última versión en inglés de esta revisión.

El alcoholismo es un importante factor de riesgo para la salud que puede llevar a la discapacidad y la muerte a las personas en los países desarrollados y en vías de desarrollo. El consumo de alcohol es potencialmente evitable, lo que recalca la necesidad de estrategias efectivas para ayudar a las personas dependientes del alcohol a reducir el beber en exceso y mantener la abstinencia después de la desintoxicación. Los programas psicosociales tienen éxito limitado para prevenir la reincidencia después de los programas de desintoxicación. Agregar un fármaco puede prestar apoyo para lograr el éxito en alcanzar o mantener la abstinencia o para beber menos. Con este propósito se usa el acamprosato, antagonista sintético del glutamato, y la naltrexona, que es un antagonista de los opiáceos.

Esta revisión sistemática indica que el acamprosato parece ser un tratamiento efectivo y seguro en los pacientes dependientes del alcohol para apoyar la abstinencia continua después de la desintoxicación del alcohol. Cuando se añadió a las estrategias de tratamiento psicosocial, el acamprosato redujo el riesgo de regresar a beber después de la desintoxicación comparado con el tratamiento con placebo (el número necesario a tratar [NNT] para beneficiar una persona fue nueve). El tiempo de abstinencia acumulativa también aumentó claramente. No cambió el retorno a beber excesivamente. Debe valorarse el beneficio, aunque el tamaño del efecto del tratamiento fue moderado, por la naturaleza reincidente del alcoholismo y las limitadas opciones de tratamiento con las que se cuenta actualmente. La diarrea fue el efecto secundario del acamprosato informado con mayor frecuencia. En términos generales, no hubo más pacientes que interrumpieran el tratamiento debido a los efectos secundarios cuando tomaban acamprosato comparado con el placebo.

Estas conclusiones se basan en 24 ensayos controlados aleatorios con 6915 pacientes ambulatorios, que incluyó adolescentes hospitalizados en todos los ensayos, menos en uno. La mayoría de los pacientes eran hombres con una mediana de 42 años de edad. La mayoría de los estudios se realizaron en Europa; dos estudios se realizaron en los Estados Unidos y uno en Sudcorea, uno en Australia y uno en Brasil. No hubo diferencias de los efectos del acamprosato entre los ensayos patrocinados por la industria y los financiados sin fines de lucro.

Tres ensayos compararon el acamprosato y la naltrexona y no indicaron que uno de los fármacos fuera superior al otro en volver a beber en cualquier forma, en volver a beber excesivamente y en la duración acumulativa de la abstinencia.

Conclusiones de los autores: 

El acamprosato parece ser una estrategia de tratamiento efectiva y segura para apoyar la abstinencia continua después de la desintoxicación de los pacientes dependientes del alcohol. Aunque la magnitud del tamaño de los efectos de tratamiento parece ser bastante moderada, se deben valorar con respecto a los antecedentes de la naturaleza reincidente del alcoholismo y las limitadas opciones terapéuticas actualmente disponibles para su tratamiento.

Leer el resumen completo...
Antecedentes: 

El alcoholismo se encuentra entre los principales factores de riesgo para la salud en los países más desarrollados y en los en vías de desarrollo. El éxito terapéutico de los programas psicosociales para la prevención de las reincidencias es moderado, pero puede potencialmente aumentarse con un tratamiento adyuvante con el acamprosato antagonista del glutamato.

Objetivos: 

Determinar la efectividad y la tolerabilidad del acamprosato en comparación con placebo y con otros fármacos.

Estrategia de búsqueda: 

Se buscó en el Registro especializado del Grupo Cochrane de Drogas y Alcohol (Cochrane Drugs and Alcohol Group [CDAG] Specialized Register), PubMed, EMBASE y CINAHL en enero de 2009, y se le preguntó a los fabricantes y a investigadores por ensayos no publicados.

Criterios de selección: 

Todos los ensayos controlados aleatorios (ECA) doble ciegos que compararon los efectos del acamprosato con placebo o con un control activo en los resultados relacionados con el alcoholismo.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos autores extrajeron los datos de forma independiente. La calidad del estudio fue evaluada por un revisor y verificada por un segundo revisor. Se usaron los metanálisis de los datos de los pacientes individuales (DPI) para comprobar los resultados primarios de efectividad.

Resultados principales: 

24 ECA con 6915 participantes cumplieron los criterios de inclusión y fueron incluidos en la revisión. Comparado con el placebo, el acamprosato redujo significativamente el riesgo de beber en cualquier forma; RR 0,86 (IC del 95%: 0,81 a 0,91); NNT 9,09 (IC del 95%: 6,66 a 14,28); y aumentó significativamente la duración acumulativa de la abstinencia, DM 10,94 (IC del 95%: 5,08 a 16,81), aunque los resultados secundarios (gammaglutamil transferasa, beber excesivamente) no alcanzaron significación estadística. La diarrea fue el único efecto secundario que se informó con mayor frecuencia con el acamprosato que con placebo DR 0,11 (IC del 95%: 0,09 a 0,13); NNTB 9,09 (IC del 95%: 7,69 a 11,11). Los efectos de los ensayos patrocinados por la industria RR 0,88 (IC del 95%: 0,80 a 0,97) no fueron significativamente diferentes de los ensayos financiados sin fines de lucro RR 0,88 (IC del 95%: 0,81 a 0,96). Además, la prueba de regresión lineal no indicó un riesgo significativo del sesgo de publicación (p = 0,861).

Share/Save