Síntomas neurológicos transitorios (SNT) después de la anestesia espinal con lidocaína versus otros anestésicos locales

La lidocaína tiene mayores probabilidades que la bupivacaína, prilocaína o procaína de inducir síntomas neurológicos transitorios (SNT) cuando se utiliza como anestesia espinal.

La lidocaína es el fármaco de elección para inducir la anestesia espinal en la cirugía ambulatoria debido a su rápida iniciación de acción, su intenso bloqueo nervioso y su corta duración de acción. Los efectos secundarios posibles de la anestesia espinal en adultos, que se desarrollan después de la recuperación, son: dolor lumbar, cefalea posterior a una punción dural y síntomas neurológicos transitorios que se caracterizan por un leve a intenso dolor en las nalgas y las piernas. Los SNT aparecen en las primeras horas y hasta las 24 horas posteriores a la anestesia y en la mayoría de los casos se prolongan hasta dos días. La presente revisión muestra que la lidocaína posee mayores probabilidades de causar síntomas neurológicos transitorios que la bupivacaína, prilocaína y la procaína.

Conclusiones de los autores: 

El riesgo de desarrollo de SNT después de la anestesia espinal con lidocaína resultó significativamente más elevado que cuando se utilizó bupivacaína, prilocaína y procaína. El término "SNT", que implica un hallazgo neurológico positivo, no debe utilizarse para este trastorno doloroso. Un estudio acerca de la repercusión de los SNT en la satisfacción de los pacientes y la deficiencia funcional demostró que los pacientes sin SNT se encontraban más satisfechos y presentaban una deficiencia funcional menor tras la intervención quirúrgica, en comparación con los pacientes con SNT, pero esto no influyó en su deseo de recomendar la anestesia espinal.

Leer el resumen completo...
Antecedentes: 

La anestesia espinal ha sido utilizada desde fines del siglo XIX. Durante el último decenio, hubo un incremento en el número de informes que implican a la lidocaína como causa posible de las complicaciones neurológicas temporales y permanentes después de la anestesia espinal. El seguimiento de pacientes que recibieron anestesia espinal sin complicaciones reveló que algunos de ellos experimentaron dolor en las extremidades inferiores después de una recuperación inicial total. Este trastorno doloroso que ocurre en el período postoperatorio inmediato se denominó "síntomas neurológicos transitorios" (SNT).

Objetivos: 

Estudiar la frecuencia de los SNT y las complicaciones neurológicas después de la anestesia espinal con lidocaína, en comparación con otros anestésicos locales.

Estrategia de búsqueda: 

Se realizaron búsquedas en el Registro Cochrane de Ensayos Controlados (CENTRAL) (Cochrane Controlled Trials Register) (The Cochrane Library, Número 1, 2005); en MEDLINE (desde 1966 a enero de 2005); EMBASE (desde 1980 a la semana seis de 2005); LILACS (marzo de 2005); y también se realizaron búsquedas manuales en las listas de referencias de ensayos y artículos de revisión.

Criterios de selección: 

Se incluyeron todos los estudios aleatorios y pseudoaleatorios que comparaban la frecuencia de los SNT y las complicaciones neurológicas después de la anestesia espinal con lidocaína, en comparación con otros anestésicos locales.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos autores evaluaron independientemente la calidad de los estudios relevantes y extrajeron los datos de los estudios incluidos.

Resultados principales

En el análisis, se incluyeron 15 ensayos con 1437 pacientes, de los cuales 120 desarrollaron síntomas neurológicos transitorios. El uso de lidocaína para la anestesia espinal aumentó el riesgo de desarrollo de SNT. No hubo pruebas de que este trastorno doloroso estuviese asociado con alguna patología neurológica; los síntomas desaparecieron espontáneamente al quinto día posterior a la operación. El riesgo relativo (RR) para el desarrollo de SNT después de la anestesia espinal con lidocaína en comparación con otros anestésicos locales (bupivacaína, prilocaína, procaína, levobupivacaína y ropivacaína) fue de 7,16 (intervalo de confianza [IC] del 95%: 4,02; 12,75).

Conclusiones de los autores

El riesgo de desarrollo de SNT después de la anestesia espinal con lidocaína resultó significativamente más elevado que cuando se utilizó bupivacaína, prilocaína y procaína. El término "SNT", que implica un hallazgo neurológico positivo, no debe utilizarse para este trastorno doloroso. Un estudio acerca de la repercusión de los SNT en la satisfacción de los pacientes y la deficiencia funcional demostró que los pacientes sin SNT se encontraban más satisfechos y presentaban una deficiencia funcional menor tras la intervención quirúrgica, en comparación con los pacientes con SNT, pero esto no influyó en su deseo de recomendar la anestesia espinal.

Esta revisión debería citarse como:Zaric D, Christiansen C, Pace NL, Punjasawadwong YLa Biblioteca Cochrane PlusThe Cochrane Library
Resultados principales: 

En el análisis, se incluyeron 15 ensayos con 1437 pacientes, de los cuales 120 desarrollaron síntomas neurológicos transitorios. El uso de lidocaína para la anestesia espinal aumentó el riesgo de desarrollo de SNT. No hubo pruebas de que este trastorno doloroso estuviese asociado con alguna patología neurológica; los síntomas desaparecieron espontáneamente al quinto día posterior a la operación. El riesgo relativo (RR) para el desarrollo de SNT después de la anestesia espinal con lidocaína en comparación con otros anestésicos locales (bupivacaína, prilocaína, procaína, levobupivacaína y ropivacaína) fue de 7,16 (intervalo de confianza [IC] del 95%: 4,02; 12,75).

Tools
Information