Tratamiento a base de hierbas para la artritis reumatoide

Esta traducción está desactualizada. Haga clic aquí para ver la última versión en inglés de esta revisión.

Este resumen de una revisión Cochrane presenta los datos conocidos de las investigaciones acerca de los efectos del tratamiento a base de hierbas para la artritis reumatoide (AR).

La revisión muestra que en pacientes con AR:

- El aceite de prímula, el aceite de semilla de borraja o el aceite de semilla de grosella (que contienen ácido gammalinolénico [AGL]) probablemente alivien el dolor; pueden mejorar la función; y probablemente no aumenten los eventos adversos (efectos secundarios no deseados).

- Tripterygium wilfordii Hook F puede mejorar algunos síntomas de la artritis reumatoide, y dosis más altas (180 mg a 350 mg diarios) pueden ser más eficaces que dosis menores (60 mg diarios). Hay algunos eventos adversos asociados con Tripterygium wilfordii Hook F.

- No hay certeza con respecto a los efectos de otros tratamientos a base de hierbas porque sólo estaban disponibles estudios aislados o porque no se informaron características importantes de la AR, como los cambios en el número de articulaciones inflamadas y sensibles.

Generalmente no se tiene información precisa acerca de los efectos secundarios y las complicaciones, particularmente para los efectos secundarios poco frecuentes pero graves.Los efectos secundarios posibles asociados con Triperygium wilfordii Hook F pueden incluir dismenorrea en las mujeres, disminución de la fertilidad en los hombres, excreción insuficiente de orina y aumento de la tasa de infecciones. Los efectos secundarios posibles asociados con el AGL obtenido del aceite de prímula incluyen cefalea, náuseas y diarrea, y las complicaciones poco frecuentes incluyen alergia y convulsiones.

¿Qué es la artritis reumatoide y qué es el tratamiento a base de hierbas?

Cuando se tiene artritis reumatoide, el sistema inmunitario, que normalmente combate la infección, ataca el recubrimiento de las articulaciones. Lo que hace que las articulaciones se hinchen, se pongan rígidas y dolorosas. En general, primero afecta las articulaciones pequeñas de las manos y los pies. En la actualidad no existe cura para la AR, por lo que los tratamientos se utilizan para aliviar el dolor y la rigidez, y mejorar la capacidad de movimiento.

Las intervenciones con hierbas medicinales se definen como cualquier preparación de plantas (completas, polvo, extracto, mezcla estandarizada) utilizada con fines medicinales. Históricamente se han utilizado muchos tratamientos a base de hierbas para la AR. Al igual que los fármacos convencionales que no son a base de hierbas, se considera que muchos tratamientos a base de hierbas actúan mediante el bloqueo de la actividad de estas sustancias y células inmunitarias y reducen la inflamación de las articulaciones, y algunas personas consideran que tienen menos efectos secundarios. 

Mejor estimación de lo que les sucede a los pacientes con artritis reumatoide:

Dolor (puntuaciones más altas significan peor dolor o dolor más intenso):

- Los pacientes que recibieron aceite de prímula, aceite de semilla de borraja o aceite de semilla de grosella (con el principio activo AGL) calificaron su dolor como 33 puntos menor (9 a 56 puntos menor) en una escala de 0 a 100 después de seis meses de tratamiento (mejoría absoluta del 33%).

- Los pacientes que recibieron placebo calificaron su dolor como 19 puntos menor después del tratamiento.

Función física (puntuaciones más altas indican mayor discapacidad):

- Los pacientes que recibieron AGL calificaron su discapacidad 16% mejor.

- Los pacientes que recibieron placebo calificaron su discapacidad 5% mejor.

Conclusiones de los autores: 

Varias intervenciones con hierbas medicinales están justificadas de forma inadecuada por estudios aislados o por estudios no comparables en el tratamiento de la artritis reumatoide. Hay pruebas moderadas de que los aceites que contienen AGL (aceite de prímula, aceite de semilla de borraja o aceite de semilla de grosella) brindan algún beneficio en el alivio de los síntomas de la AR, mientras que las pruebas para Phytodolor® N son menos convincentes. Los productos con Tripterygium wilfordii pueden reducir algunos síntomas de la AR; sin embargo, su uso oral se puede asociar con varios efectos secundarios. Muchos ensayos de tratamientos a base de hierbas están afectados por los defectos en el diseño y el informe inadecuado. Se justifican investigaciones adicionales de cada tratamiento a base de hierbas, en particular mediante ensayos clínicos confirmatorios bien diseñados, con un poder estadístico adecuado y que utilicen los criterios de mejoría del American College of Rheumatology para medir los resultados e informarlos según las guías CONSORT.

Leer el resumen completo...
Antecedentes: 

Se ha demostrado que las intervenciones con hierbas medicinales pueden implicar beneficios para el tratamiento de la artritis reumatoide (AR).

Objetivos: 

Actualizar una revisión (Cochrane) sistemática existente sobre tratamientos a base de hierbas para la AR.

Estrategia de búsqueda: 

Se hicieron búsquedas en las bases de datos electrónicas Registro Cochrane Central de Ensayos Controlados (Cochrane Central Register of Controlled Trials) (CENTRAL) (The Cochrane Library), MEDLINE, EMBASE, AMED, CINAHL, Web of Science, Dissertation Abstracts (1996 a 2009), sin restricciones de idioma, y en la WHO International Clinical Trials Registry Platform en octubre 2010.

Criterios de selección: 

Ensayos controlados aleatorios de intervenciones con hierbas medicinales comparadas con placebo o controles activos para la AR.

Obtención y análisis de los datos: 

Dos autores seleccionaron los ensayos para la inclusión, evaluaron el riesgo de sesgo y extrajeron los datos.

Resultados principales: 

Se añadieron 12 nuevos estudios a la actualización, se incluyó un total de 22 estudios.

Las pruebas de siete estudios indican efectos beneficiosos potenciales del ácido gammalinolénico (AGL) obtenido a partir del aceite de prímula, del aceite de semilla de borraja o del aceite de semilla de grosella en cuanto a la reducción de la intensidad del dolor (diferencia de medias [DM] -32,83 puntos; intervalo de confianza [IC] del 95%: -56,25 a -9,42; en una escala de dolor de 100 puntos); mejoría de la discapacidad (DM -15,75%; IC del 95%: -27,06 a -4,44%); y un aumento de los eventos adversos (AGL 20% versus placebo 3%), que no fue estadísticamente diferente (riesgo relativo 4,24; IC del 95%: 0,78 a 22,99).

Tres estudios compararon Tripterygium wilfordii (vid trueno de dios) con placebo y uno con sulfasalazina e indicaron mejorías en algunos resultados, pero no fue posible agrupar los datos debido a que las intervenciones, comparaciones y resultados fueron diferentes. Un estudio informó efectos secundarios graves con Tripterygium wilfordii Hook F oral. En los estudios de seguimiento todos los efectos secundarios fueron leves a moderados y se resolvieron después que finalizó la intervención. Dos estudios compararon Phytodolor® N con placebo, pero el informe deficiente limitó la extracción de los datos. Los estudios restantes consideraron diferentes intervenciones con hierbas medicinales.

Compartir/Guardar