Inhibidores de la neuraminidasa para la prevención y el tratamiento de la influenza en niños

Esta traducción está desactualizada. Haga clic aquí para ver la última versión en inglés de esta revisión.

La influenza es una infección de las vías respiratorias causada por el grupo de virus de la influenza. La influenza ocurre con mayor frecuencia durante los meses de invierno y puede dar lugar a síntomas como fiebre, tos, dolor de garganta, cefalea, dolores musculares y fatiga. Generalmente estos síntomas remiten espontáneamente, pero pueden persistir durante una a dos semanas. Las complicaciones más frecuentes de la influenza son las infecciones bacterianas secundarias incluida la otitis media (infecciones del oído) y la neumonía. La infección por influenza también es muy contagiosa y se propaga de persona a persona mediante pequeñas gotas producidas por la tos o los estornudos de los individuos infectados.

Esta actualización examina las pruebas de ensayos controlados aleatorios de una clase de fármacos llamados inhibidores de la neuraminidasa para el tratamiento y la prevención de la influenza en los niños. Los inhibidores de la neuraminidasa funcionan contra la influenza al prevenir que los virus se liberen de las células infectadas y posteriormente infecten más células. El oseltamivir (Tamiflu), un fármaco oral, y el zanamivir (Relenza), un fármaco inhalado, están actualmente autorizados, aunque el laninamivir está a prueba en ensayos clínicos de fase III. Los inhibidores de la neuraminidasa generalmente se prescriben a pacientes que se presentan a la consulta con síntomas similares a la influenza durante períodos epidémicos para reducir los síntomas o prevenir la propagación del virus.

Se incluyeron seis ensayos de tratamiento con 1906 niños con sospecha de influenza clínica y 450 niños con influenza diagnosticada mediante una prueba rápida de detección de la enfermedad. De estos 2356 niños, 1255 presentaron infección por influenza confirmada en las pruebas de laboratorio. También se incluyeron tres ensayos de los inhibidores de la neuraminidasa para la prevención de la influenza que incluyeron 863 niños que habían estado expuestos a la influenza.

Esta revisión encontró que el tratamiento con inhibidores de la neuraminidasa solo se asoció con un beneficio clínico moderado en los niños con influenza comprobada. El tratamiento con oseltamivir o zanamivir acortó la duración de la enfermedad en los niños sanos en alrededor de un día. Un ensayo demostró que el nuevo fármaco inhibidor de la neuraminidasa laninamivir reduce la duración de la enfermedad en casi tres días en los niños con influenza resistente al oseltamivir. El efecto de los inhibidores de la neuraminidasa en la prevención de la transmisión de la influenza también fue moderado; 13 niños necesitarían ser tratados para prevenir un caso adicional. En general los inhibidores de la neuraminidasa presentan buena tolerabilidad pero habrá un caso extra de vómitos por cada 17 niños tratados con oseltamivir. Otros efectos secundarios como la diarrea y las náuseas no fueron más frecuentes en los niños tratados con inhibidores de la neuraminidasa en comparación con placebo. Actualmente no hay pruebas de alta calidad que apoyen el tratamiento con inhibidores de la neuraminidasa dirigido a los niños "con riesgo" (con trastornos médicos crónicos subyacentes).

Conclusiones de los autores: 

El oseltamivir y el zanamivir parecen presentar beneficios moderados en cuanto a la reducción de la duración de la enfermedad en los niños con influenza. Sin embargo, los tamaños de muestra pequeños y la imposibilidad de agrupar los datos de diferentes estudios limitaron los análisis. El oseltamivir reduce la incidencia de otitis media aguda en los niños de uno a cinco años de edad pero se asocia con un aumento significativo del riesgo de vómitos. Un estudio demostró que el laninamivir octanoato fue más efectivo que el oseltamivir en cuanto al acortamiento de la duración de la enfermedad en niños con influenza A/H1N1 resistente a oseltamivir. El beneficio del oseltamivir y el zanamivir en cuanto a la prevención de la transmisión de la influenza en las viviendas es moderado y se basa en pruebas débiles. Sin embargo, aún no se conoce la eficacia clínica de los inhibidores de la neuraminidasa en niños "con riesgo". Se necesitan ensayos más grandes y de alta calidad con poder estadístico suficiente para determinar la eficacia de los inhibidores de la neuraminidasa en la prevención de las complicaciones graves de la influenza (como la neumonía o el ingreso hospitalario), en particular en los grupos "con riesgo".

Leer el resumen completo...
Antecedentes: 

Durante las epidemias las tasas de ataque de la influenza en los niños pueden exceder el 40%. Las opciones actuales para la prevención y el tratamiento incluyen los inhibidores de la neuraminidasa zanamivir y oseltamivir. En la actualidad se desarrolla el laninamivir octanoato, profármaco del laninamivir.

Objetivos: 

Evaluar la eficacia, la seguridad y la tolerabilidad de los inhibidores de la neuraminidasa para el tratamiento y la prevención de la influenza en niños.

Estrategia de búsqueda: 

Para esta actualización, se hicieron búsquedas en el Registro Cochrane Central de Ensayos Controlados (Cochrane Central Register of Controlled Trials) (CENTRAL) (The Cochrane Library 2011, número 1) que incluye el registro especializado del Grupo Cochrane de Infecciones Respiratorias Agudas (Acute Respiratory Infections Group, ARI), MEDLINE (1966 hasta enero, semana 2, 2011) y en EMBASE (enero de 2010 hasta enero de 2011).

Criterios de selección: 

Ensayos controlados aleatorios (ECA) doble ciego que compararan los inhibidores de la neuraminidasa con placebo u otros fármacos antivirales en niños a partir de los 12 años de edad. También se incluyeron datos sobre la seguridad y la tolerabilidad provenientes de otros tipos de estudios.

Obtención y análisis de los datos: 

Cuatro revisores seleccionaron los estudios, evaluaron su calidad y extrajeron los datos para la versión actual y las anteriores de esta revisión. Se analizaron los datos por separado para oseltamivir versus placebo, zanamivir versus placebo y laninamivir octanoato versus oseltamivir.

Resultados principales: 

Se incluyeron seis ensayos de tratamiento con 1906 niños con influenza clínica y 450 niños con influenza diagnosticada mediante la prueba rápida de diagnóstico inmediato de la enfermedad. De estos 2356 niños, 1255 presentaron influenza confirmada por laboratorio. También se incluyeron tres ensayos de profilaxis con 863 niños expuestos a la influenza. En los niños con influenza confirmada por laboratorio el oseltamivir redujo la duración mediana de la enfermedad en 36 horas (26%, p

Compartir/Guardar